El anuncio oficial de los Samsung Galaxy S7 y Samsung Galaxy S7 Edge causó impresiones muy positivas, ya que ambos terminales no sólo marcaban un salto considerable a nivel de hardware, sino que también contaban con nuevas características que redondeaban las prestaciones de ambos modelos.

La resistencia al agua y la ranura para microSD fueron los dos grandes protagonistas, aunque sin duda el mayor atractivo ha sido la posibilidad de conseguir un kit Samsung Gear VR totalmente gratis con la reserva de cualquiera de los dos terminales.

Sabíamos que este movimiento podría ayudar al gigante coreano a conseguir una importante mejora en la etapa inicial de ventas de los Galaxy S7 y S7 Edge, y parece que finalmente así ha sido, ya que los primeros datos que hemos tenido ocasión de ver indican que ambos han superado en un 250% las precompras de los Galaxy S6 y S6 Edge en Europa.

La jugada le ha salido muy bien a Samsung, pero parece que los buenos resultados no se limitan al mercado europeo, sino que también se han extendido a China, donde han conseguido llegar a los10 millones de unidades en el periodo de precompra.

Un buen arranque, ahora sólo queda ver cómo evolucionan las ventas de ambos terminales durante los meses sucesivos a nivel global.